Carta

Carta por una política progresista

Tenemos el convencimiento de que un futuro mejor es posible. Los partidos socialdemócratas, progresistas y socialistas hemos logrado mucho en la lucha por el progreso social y la democracia social. Juntos queremos seguir avanzando por este camino.

Al mismo tiempo, estamos decididos a defender este progreso activamente contra sus enemigos autoritarios y reaccionarios, que cuestionan y atacan nuestros valores comunes. Armados de coraje y confianza, presentaremos batalla política a este peligroso neoautoritarismo y creciente populismo de derechas, que persigue una política de división, incita al odio, atiza el miedo y apuesta por la exclusión y el aislamiento. Juntos lucharemos en todo el mundo por un futuro de paz, libertad y justicia.

  • Nosotros defendemos la democracia y sus instituciones. La democracia es clave para una vida en dignidad y libertad. Queremos seguir fortaleciendo la democracia en todo el mundo y rechazamos cualquier intento de limitar los derechos democráticos.
  • Nosotros defendemos los derechos humanos y la prohibición de la tortura. Los derechos humanos de validez universal son el fundamento de la libertad, la justicia y la paz en el mundo. Luchamos por su aplicación en todo el mundo y nos oponemos a cualquier intento de privar a los seres humanos de sus derechos básicos.
  • Nosotros defendemos la cohesión y la justicia social. El progreso significa para nosotros la solidaridad de las personas más fuertes con las personas más vulnerables, y la protección solidaria contra las principales contingencias vitales. Junto con los sindicatos, luchamos por el trabajo digno y los derechos de los trabajadores, combatiendo sin cesar la pobreza y la explotación.
  • Nosotros defendemos una globalización justa con reglas claras. Queremos configurar la economía mundial de manera que se rija por los principios del comercio justo en beneficio de los seres humanos y reducir, así, la pobreza y las desigualdades. Nosotros defendemos el ambiente con responsabilidad intergeneracional, luchando contra los excesos destructivos de un capitalismo irresponsable, que tan solo beneficia a una pequeña minoría y que supone la explotación de nuestro planeta.
  • Nosotros defendemos la tolerancia y la diversidad. Como fuerzas progresistas, tenemos el convencimiento de que nuestra diversidad social, basada en nuestros valores comunes, enriquece nuestra sociedad. Luchamos en todo el mundo por la igualdad de derechos y contra cualquier forma de discriminación, xenofobia o exclusión.
  • Nosotros defendemos la justicia de género y la igualdad de derechos entre hombres y mujeres en todos los aspectos. Ambas condiciones son necesarias para conseguir una sociedad más justa, por la que abogamos decididamente en todo el mundo. Luchamos contra la discriminación y la opresión de niñas y mujeres, y seguiremos combatiendo el sexismo y la violencia sexual en todos los lugares del mundo.
  • Nosotros defendemos la división de poderes y la separación entre los intereses privados y públicos. La corrupción impide que haya progreso social y que todas las personas sean partícipes de ello de manera justa. Luchamos por la transparencia y el Estado de derecho.
  • Nosotros defendemos la libertad de prensa como parte integrante irrenunciable de la democracia. El derecho a la libertad de expresión es un elemento constitutivo de una sociedad libre. Luchamos en todo el mundo contra la opresión de la libertad de los medios de comunicación, contra la manipulación de la opinión pública por medio de noticias falsas (fake news) y propaganda del Estado.
  • Nosotros defendemos la igualdad de oportunidades mediante la educación. No debe ser el origen de una persona lo que determine su futuro, sino su talento y su fuerza creativa. Queremos brindar a todas las personas la oportunidad de determinar su propia vida mediante la educación, y luchamos por un acceso universal a la misma.
  • Nosotros defendemos la lucha conjunta contra los grandes riesgos actuales para la humanidad. Progreso significa actuar de forma solidaria para paliar el hambre, las catástrofes climáticas y las epidemias en todos los rincones del mundo. De esta manera, también lucharemos contra las causas fundamentales que obligan a millones de personas a huir y a abandonar su tierra.

Estamos convencidos de que el siglo XXI será un siglo de progreso y cooperación. La política internacional debe servir para prevenir conflictos y conseguir la paz a partir del entendimiento, la solidaridad internacional y la seguridad común, basada en la cooperación.

Nuestro objetivo es un mundo progresista y justo. Juntos perseguiremos este objetivo como una fuerte alianza con amigos y socios en todo el mundo. Nuestra idea de una sociedad libre, abierta, inclusiva y justa es sumamente fuerte.

Descargar

Carta por una política progresista